user_mobilelogo
  • ViveInternet_Banner.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/ViveInternet_Banner.jpg
  • 017_header_ojito_con_la_red.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/017_header_ojito_con_la_red.jpg
  • 028_header_OCTSI.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/028_header_OCTSI.jpg
  • Plantilla-Entrate.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/Plantilla-Entrate.jpg
  • TIC-izate.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/TIC-izate.jpg
  • Protegete.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/Protegete.jpg
  • Copy-of-ViveInternet-.jpg
    https://www.viveinternet.es/images/headers/Copy-of-ViveInternet-.jpg

prot act cibermonday 27 11 2015

Black Friday y Cyber Monday se han anclado ya en España. Un corto periodo en el que los comercios tiran la casa por la ventana y los clientes intentan hacerse con una o más gangas para la Navidad. La ciberdelincuencia acecha. Toma nota de nuestros consejos si compras por Internet.

 

Qué son el Black Friday y el Ciber Monday

El Black Friday es una más de las costumbres estadounidenses que vamos adoptando a este lado del charco impulsadas principalmente por los infinitos y largos rejos de información de Internet y, cómo no, la Televisión. Todo empezó en Filadelfia, en 1961, aunque para definir el denso tráfico de coches y gente en las calles al día siguiente de Acción de Gracias, que marcaba el inicio de las compras navideñas en los Estados Unidos. La policía no daba abasto, por lo que decidieron añadir "Black" a ese Friday. Con el tiempo otros introdujeron una explicación alternativa. Desde el mundo de la empresa se consideró llamarlo "Black" porque se vendía tanto que sus cuentas pasaban de números rojos a números negros.

Lo cierto es que ya poco importa cómo se llama. La costumbre se ha extendido como reguero de pólvora y desde hace cuatro o cinco años en España es un periodo de rebajas más, de tan corta duración que los comercios tiran la casa por la ventana y los clientes no corren, vuelan.

El Cyber Monday, o Ciberlunes, es un día similar, aunque mucho más joven. Se diferencia del Black Friday en que las ofertas sólo están en los comercios online.

En 2013 en Estados Unidos los clientes gastaron 57.400 millones en su Black Friday, mientras que por Internet, en el Ciber Lunes, se llegó a los 2.300 millones. Por su parte, en España, se espera que este año 2015 se llegue, entre viernes y lunes a facturar más de 1.100 millones de euros, lo que supone un 10% más que el año pasado.

Hoy, Black Friday y Ciberlunes se mezclan, se solapan, haciendo cuatro días seguidos de ofertas en establecimientos físicos y tiendas online que no se sabe bien a qué corresponden; si al viernes o al lunes, habida cuenta de que las ventas del viernes también se hacen por Internet. Al final, nos da igual. Este periodo constituye una excelente oportunidad para adelantar algunas compras navideñas y hacerse con interesantes chollos para aliviar algo los gastos de estas fechas.

 

Pero ojo

La enorme popularidad de este periodo está siendo aprovechada por estafadores y ciberdelincuntes para vender productos por Internet que nunca llegarán, para hacerse con datos bancarios de los usuarios o para, simplemente, obtener datos de contacto que luego pueden vender como parte de una base de datos mayor a cuyos integrantes otros bombardearán a base de publicidad.

El instrumento preferido por los delincuentes es el phishing que, en este caso se materializará en la forma de suplantación de la identidad de tiendas, detrás de máscaras mejor o peor elaboradas y mucho o no tan sofisticadas.

Así que, aquí tienes algunas señales y recomendaciones, para que puedas disfrutar de tus compras por Internet estos días, haciéndote con algunos buenos chollos y con tranquilidad en tus operaciones en la Web.

 

Toma nota

A la hora de comprar, asegúrate de que lo haces siempre desde las webs oficiales de los establecimientos. Con tácticas de phishing te podrán intentar engañar, aunque no son difíciles de detectar. Ya escibrimos sobre las superofertas de las gafas Ray-Ban, donde alguien creó una página que, más o menos daba el pego, pero que incluía faltas de ortografía, un extraño uso del español, condiciones de venta inexistentes, etc. Analiza bien las condiciones de venta, avisos legales, etc.

El mail y los archivos adjuntos son otros instrumentos usados por los phishers. Ojo con éstos. No abras correos de remitentes desconocidos que te adjuntan algo y, si los abres no hagas click en el adjunto. Esto puede desencadenar la instalación de algún tipo de malware.

Por supuesto, no compres en webs en las que no te aparece el candado en la barra de direcciones y en las que no se muestra la dirección de la web comenzando con https://. La "s" es importante, y significa que la información que intercambies con la web viajará cifrada. Tanto el candado, como la "s" deberán aparecer cuando vas a iniciar el proceso de compras, aunque algunas webs ya lo incorporan en todos sus apartados.

Recuerda siempre tener tu navegador actualizado. Lo normal es que se actualice solo, pero esto depende de la configuración de tu ordenador. La mayoría de actualizaciones de Firefox, Explorer, Safari, Chrome y Opera, entre otros, son actualizaciones de seguridad.

Aplica un poco de sentido común, como decimos siempre, y no te dejes llevar por las compras por impulso sin analizarlas bien antes, por muy atractivas que sean. Un Rolex nuevo, no puede venderse por 159,99€.

Te interesa echar un vistazo a nuestros artículos:

Un poco de precaución en tus compras por Internet te bastará para ahorrarte un buen puñado de euros estas Navidades, sacando el máximo partido del Black Friday y el Cyber Monday.

¡Ahorra en tus compras con seguridad!

 

ViveInternet
Referencias